Los objetivos de la Fundación se concretan en mantener viva la memoria de Ernest Lluch, su pensamiento y su obra, así como en fomentar el diálogo entre los ciudadanos de Cataluña, España y Europa.

¿Quieres estar informado/da?

Para recibir información periódica sobre las actividades de la fundación ...
Regístrate »

13 líneas

« índice

Información, democracia y redes sociales


  • Imatgesvies2012.2.jpg
Se habla ya de una cultura digital que llena de matices y desde la complejidad, ya no podemos considerarla ajena a nuestra realidad. De manera activa o pasiva convivimos con las redes sociales, un concepto viejo que describe un fenómeno del presente: parte de las relaciones sociales se gestionan desde el ciberespacio. Personas de todo el mundo nutren internet con todo tipo de contenidos lo que ha propiciado que además de usuarios seamos potenciales editores. Blogs, foros, diarios digitales, plataformas de vídeos y fotografía digital, posibilitan que la información circule rápidamente por la red. La inmediatez como concepto pero también como limitación, ya que los formatos digitales extremadamente útiles para satisfacer los deseos de instantaneidad chocan con la necesidad de reflexión en las opiniones; de contrastación de las noticias; y fiabilidad de las fuentes de información. He aquí uno de los grandes retos que encaramos como sociedad: saber distinguir información y ruido, saber escoger los contenidos adecuados y tener las herramientas y recursos suficientes para sabernos actualizar y minimizar la brecha digital, que pese a los esfuerzos que se han hecho aún está presente. Justo en este cruce también encontramos la política, que a pesar de ir a remolque de las tendencias digitales dominantes les es cada vez más presente. Si bien esto es cierto y como ciudadanos podemos seguir permanentemente las opiniones y agenda de los políticos y representantes y podemos estar al día de toda la actividad institucional o de partidos, hay un déficit y una demanda creciente en la utilización de la red y los recursos existentes como facilitadores de la participación ciudadana, de la toma de decisiones y del ejercicio de la democracia en un marco también virtual.